16.7°SAN LUIS - Sabado 05 de Diciembre de 2020

16.7°SAN LUIS - Sabado 05 de Diciembre de 2020

EN VIVO

Con hospitales sobrecargados, el Reino Unido anunció nuevas restricciones

Boris Johnson aplicar una escala de tres niveles de alerta para armonizar las restricciones sanitarias. A partir de este miércoles cerrarán pubs, bares y gimnasios, pero seguirán abiertas las escuelas y universidades.

Por redacción
| 12 de octubre de 2020
Los bares y pubs entran dentro de los locales que tendrán cerrar este miércoles en Inglaterra. Foto: NA.

El primer ministro británico, Boris Johnson, anunció este lunes el cierre de bares, gimnasios y otros comercios en las zonas de Inglaterra con mayor incidencia de coronavirus, pero mantendrá abiertas las escuelas y universidades, y estableció una escala de tres niveles de alerta para simplificar las medidas.

 

La noticia se dio a conocer horas después de que el jefe del sistema de salud público advirtiera que el número de personas internadas con coronavirus ya superó al de marzo, cuando se decretó el confinamiento nacional por la pandemia.

 

Johnson decidió aplicar una escala de tres niveles de alerta para armonizar las restricciones sanitarias que hasta el momento debió negociar con cada autoridad local.

 

El semáforo contempla un nivel medio en regiones con menos de 100 casos de la COVID-19 por cada 100.000 habitantes; alto, cuando se supere ese umbral, y muy alto, si las medidas del segundo escalón no sirvieron para frenar el virus y el sistema sanitario corre riesgo de saturación.

 

El área metropolitana de Liverpool (norte de Inglaterra), donde viven cerca de 1,5 millones de personas, será la primera en situarse en el máximo grado de riesgo, y a partir de este miércoles deberá cerrar pubs, bares, gimnasios, casas de apuestas y casinos de esa zona, donde los casos de la COVID-19 superan ya los 600 por cada 100.000 habitantes.

 

Los comercios no esenciales, colegios y universidades permanecerán abiertos, por ahora, en todos los escenarios que contempla el Ejecutivo.

 

El primer ministro, además, adelantó en una intervención en la Cámara de los Comunes, que incrementará el respaldo económico a las empresas que se vean obligadas a suspender su actividad, así como la financiación para los municipios afectados.

 

"Entiendo lo duro que es esto", pero "no podemos dejar que el NHS (Sistema Público de Salud por sus siglas en inglés) se venga abajo en un momento en el que hay vidas en juego", declaró el primer ministro, citado por la agencia de noticias EFE.

 

El líder de la oposición, el laborista Keir Starmer, que desde el inicio de la pandemia insistió en su voluntad de respaldar los planes del gobierno, endureció este lunes el tono y acusó a Johnson de haber perdido el control del virus.

 

"Tengo que decirle al primer ministro que en estos momentos soy profundamente escéptico sobre la posibilidad de que el gobierno tenga un plan que permita controlar el virus, proteger los puestos de trabajo y mantener la confianza de los ciudadanos", declaró el líder laborista.

 

Más temprano, en una comparecencia virtual desde Downing Street -la residencia y despacho oficial de Johnson-, el director médico nacional del Sistema público Sanitario del Reino Unido (NHS), Stephen Powis, remarcó la necesidad de adoptar medidas ahora pues, de no hacerlo, "la cifra de muertos será demasiado alta para poder manejarla".

 

Según los últimos datos divulgados el domingo por el Ministerio de Salud británico, el Reino Unido registró otros 12.872 nuevos positivos y otros 65 muertos por COVID-19 en las 24 horas previas, con lo que el número de decesos por el virus alcanza los 42.825, el mayor para un país de Europa.

 

Luego de disminuir en el verano, los casos están otra vez en alarmante aumento en el Reino Unido, y Liverpool tiene una de las mayores tasas de infección del país, de más de 600 casos por cada 100.000 personas.

 

En su intervención, el director médico aseguró que los hospitales nacionales se encuentran ahora mejor preparados que en la pasada primavera e indicó que se introducirán nuevas medidas para afrontar la crisis, como test regulares al personal de salud en zonas de alto riesgo, incluso si no presenten síntomas.

 

Télam

 

Comentá vos tambien...