eldiariodelarepublica.com
Catalfamo propuso incorporar licencias para que las mujeres se hagan mamografías y el PAP

Escuchá acá la 90.9
X

Catalfamo propuso incorporar licencias para que las mujeres se hagan mamografías y el PAP

La senadora nacional por San Luis presentó este lunes un proyecto de ley para incorporar a la Ley de Contrato de Trabajo 3 días por año dedicados a los estudios ginecológicos.

"Estamos transitando el mes en el que se conmemora la lucha contra el cáncer de mama, y pensamos en un proyecto de Ley que modifique directamente la Ley de Contrato de Trabajo. Buscamos que todas las mujeres tomen conciencia de que hay que realizarse los estudios. Muchas veces les cuesta mucho pedir autorización para salir a hacérselos, y acceder a un turno fuera del horario laboral", explicó la senadora nacional por San Luis, Eugenia Catalfamo.

El proyecto de ley contempla otorgar dos días de licencia por año para la realización de los estudios para contribuir a la detección temprana del cáncer de mama; el segundo motivo es que las mujeres cuenten con un día de licencia adicional para realizarse el examen Papanicolaou (PAP), que permite detectar células anormales en el cuello cervical. 

"Es importante que las mujeres empiecen a tomar conciencia de que tienen que hacer estos estudios. Se establecen dos días porque hay casos en los que tienen que hacerse controles de manera semestral", dijo Catalfamo y agregó que hay casos en que los jefes no les dan permiso para dejar sus puestos para hacer los exámenes, y otros en los que a las empleadas les cuesta pedir permiso. "El objetivo principal es ayudar desde el Senado de la Nación a las mujeres tengan acceso a estos controles de salud", afirmó. 

Algunos de los fundamentos que se destacan en el proyecto son: que estos exámenes médicos resultan esenciales para la salud de las mujeres y su control anual previene y detecta tempranamente 2 tipos de tumores que son las causas de enfermedades oncológicas más frecuentes en el universo femenino: el cáncer de mama y de útero; la falta de tiempo o la imposibilidad de acceso son los factores más frecuentes por los que trabajadoras no llegan a realizarse estos estudios anuales; por eso, además de acceder a este derecho a la salud, el proyecto de ley buscará facilitar que esta práctica se incorpore a la rutina de estudios médicos.

El cáncer de mama es el más común en mujeres, tanto en los países desarrollados como en los países en desarrollo. Existen aproximadamente 1,38 millones de casos nuevos y 458.000 muertes por cáncer de mama cada año en el mundo.

Con esta medida, la senadora nacional apunta a garantizar el derecho a la salud de todas las trabajadoras, se relaciona directamente con todos los derechos humanos y, además, genera una rutina garantizada por las leyes laborales.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Catalfamo propuso incorporar licencias para que las mujeres se hagan mamografías y el PAP

La senadora nacional por San Luis presentó este lunes un proyecto de ley para incorporar a la Ley de Contrato de Trabajo 3 días por año dedicados a los estudios ginecológicos.

Buscan que ambos estudios formen parte de una rutina garantizada por las leyes laborales. 

"Estamos transitando el mes en el que se conmemora la lucha contra el cáncer de mama, y pensamos en un proyecto de Ley que modifique directamente la Ley de Contrato de Trabajo. Buscamos que todas las mujeres tomen conciencia de que hay que realizarse los estudios. Muchas veces les cuesta mucho pedir autorización para salir a hacérselos, y acceder a un turno fuera del horario laboral", explicó la senadora nacional por San Luis, Eugenia Catalfamo.

El proyecto de ley contempla otorgar dos días de licencia por año para la realización de los estudios para contribuir a la detección temprana del cáncer de mama; el segundo motivo es que las mujeres cuenten con un día de licencia adicional para realizarse el examen Papanicolaou (PAP), que permite detectar células anormales en el cuello cervical. 

"Es importante que las mujeres empiecen a tomar conciencia de que tienen que hacer estos estudios. Se establecen dos días porque hay casos en los que tienen que hacerse controles de manera semestral", dijo Catalfamo y agregó que hay casos en que los jefes no les dan permiso para dejar sus puestos para hacer los exámenes, y otros en los que a las empleadas les cuesta pedir permiso. "El objetivo principal es ayudar desde el Senado de la Nación a las mujeres tengan acceso a estos controles de salud", afirmó. 

Algunos de los fundamentos que se destacan en el proyecto son: que estos exámenes médicos resultan esenciales para la salud de las mujeres y su control anual previene y detecta tempranamente 2 tipos de tumores que son las causas de enfermedades oncológicas más frecuentes en el universo femenino: el cáncer de mama y de útero; la falta de tiempo o la imposibilidad de acceso son los factores más frecuentes por los que trabajadoras no llegan a realizarse estos estudios anuales; por eso, además de acceder a este derecho a la salud, el proyecto de ley buscará facilitar que esta práctica se incorpore a la rutina de estudios médicos.

El cáncer de mama es el más común en mujeres, tanto en los países desarrollados como en los países en desarrollo. Existen aproximadamente 1,38 millones de casos nuevos y 458.000 muertes por cáncer de mama cada año en el mundo.

Con esta medida, la senadora nacional apunta a garantizar el derecho a la salud de todas las trabajadoras, se relaciona directamente con todos los derechos humanos y, además, genera una rutina garantizada por las leyes laborales.

Logín