26°SAN LUIS - Viernes 21 de Enero de 2022

26°SAN LUIS - Viernes 21 de Enero de 2022

EN VIVO

La provincia sufrió la pérdida de 75 vidas por siniestros viales en 2020

Según el informe preliminar que elaboró la Agencia Nacional de Seguridad Vial, fueron 1.360 los incidentes de tránsito en toda la provincia, de los cuales 55 califican como fatales; y reportaron 1.268 personas heridas.

Por redacción
| 07 de febrero de 2021
Foto: Archivo.

Los datos preliminares del Informe Anual 2020 que elaboró la Agencia Nacional de Seguridad Vial, con información suministrada por las provincias, destaca que en San Luis se produjeron el año pasado 55 siniestros fatales, con el saldo de 75 muertes. En total, se contabilizaron 1.360 incidentes viales en toda la provincia, que además de las víctimas fatales ocasionaron 1.268 heridos, señaló por su parte el Observatorio Provincial de Seguridad Vial.

 

El dato más importante surgió  de la comparación del primer mes de este año con el del anterior, ya que se registró un 20 por ciento menos de siniestros en el territorio provincial: en enero de 2020 reportaron 165 incidentes, con 130 heridos leves y 6 víctimas fatales (68 se produjeron en zonas rurales y 97, en urbanas); mientras que en los primeros 31 días de 2021 registraron 133 hechos, con 110 heridos y 1 muerte.

 

Este último dato fue destacado por el jefe del Programa Seguridad Vial, Lucas Sosa. “Durante ese mes tuvimos gran concurrencia de turistas, ya que hubo casi 150 mil visitantes en todo el territorio provincial. Y eso implicó una mayor circulación vehicular en rutas y ciudades”, dijo.

 

Además, señaló que “una causa de esta disminución la podemos encontrar en la intensificación de los controles y de presencia policial para evitar la circulación a alta velocidad en el circuito serrano; y a los operativos de control de alcoholemia que se realizaron a fin del año pasado dentro del Operativo Federal, que se hizo en coordinación con la Nación y el resto de las provincias”.

 

A ellos se suman “los que realizamos entre el programa y la Policía de la Provincia en puntos estratégicos de todo el territorio”, afirmó. Anticipó que “el desafío es repetirlos el resto del año”.   

 

Los operativos de control de alcoholemia que realizaron para las Fiestas de fin de año fueron catalogados de inéditos por el funcionario, ya que “nunca se habían desarrollado en todo el país de manera simultánea”. “Además, en San Luis fuimos más allá y no solo lo hicimos en la ciudad capital, sino que sumamos a Villa Mercedes y Merlo, lo cual nos dio muy buen resultado respecto de la organización y la logística utilizada”.

 

En cambio —advirtió— “los números que recabamos nos obligan a redoblar esfuerzos para concientizar y prevenir a la población sobre la conducción con altos índices de alcohol en sangre. Porque ese es el factor preponderante para que ocurran los siniestros viales, que además provocan la mayor cantidad de víctimas fatales entre los jóvenes de 15 a 35 años”.

 

“Todos los integrantes del Consejo Federal de Seguridad Vial recalcamos en nuestras reuniones que el factor determinante en la mayoría de los incidentes viales es el alcohol", afirmó.

 

El jefe del programa indicó que el mayor objetivo que tienen “es lograr un cambio de conciencia y naturalizar que las medidas de seguridad salvan vidas: usar el cinturón de seguridad, el casco para andar en moto, que los menores deben viajar siempre atrás y en sus sillitas; y por supuesto, que alguien no maneje si consumió alcohol”.

 

Notaron una diferencia entre el operativo de Navidad y el de Año Nuevo. “En el segundo encontramos menos conductores con alcohol en sangre. Y esto en parte fue porque avisamos que haríamos ese segundo control y creo que eso generó que más conductores o bien no tomaran, o designaran a alguien para que llevara de vuelta a las familias a sus domicilios”.

 

 

Cambios en los registros  

 

Sobre las estadísticas a nivel país, comentó que el Observatorio Nacional de Seguridad Vial aplica un factor de ajuste a los datos que reportan las provincias de acuerdo a si hacen o no un seguimiento de los heridos durante treinta días. “En San Luis lo hacemos a partir de agosto del año pasado, por eso durante los primeros siete meses de 2020 se nos aplicó ese factor de ajuste y tuvimos una pequeña diferencia entre los datos propios y los que figuran en el reporte anual. Nuestro Observatorio registró 63 víctimas fatales en ese período, pero como durante los primeros siete meses de ese año no se realizó ese seguimiento de los heridos, el número final se modificó”.

 

Y aclaró que “una vez que se reportan heridos graves en un siniestro, si transcurren más de 30 días de internación de esa persona, se la considera como una víctima fatal. Por eso es tan importante hacer este seguimiento”.

 

El funcionario indicó que el reporte de datos que publicó la Agencia de Seguridad Vial a principios de este mes “es de carácter preliminar y ahora las provincias debemos hacer las observaciones que sean pertinentes para luego publicar el anuario definitivo”. Y destacó que lo importante es que “en enero las provincias contamos con este informe para que todos nuestros organismos como Policía Caminera y Accidentología Vial tengan acceso a los datos nacionales con base en lo que reportamos cada una de las jurisdicciones”.

 

Los números del año pasado fueron valorados como “muy particulares” por Sosa porque, según explicó, “se alteró la circulación de vehículos en todo el país por los decretos del Poder Ejecutivo nacional que fueron aplicando distintas fases de restricciones a raíz de la pandemia de coronavirus. Eso generó que hubiera un 42 por ciento menos de siniestros respecto de 2019. Y eso está contemplado en el informe de la Nación, en los cuadros que muestran una curva ascendente, a partir de mayo, cuando las restricciones se fueron levantando y los índices de siniestralidad se normalizaron”.

 

Comentá vos tambien...