15°SAN LUIS - Viernes 01 de Julio de 2022

15°SAN LUIS - Viernes 01 de Julio de 2022

EN VIVO

Condenaron a miembros de una secta acusados de trata y explotación

Una mujer (70) y dos hombres (75 y 65) recibieron 25, 14 y 6 años de prisión, respectivamente.

Por redacción
| 20 de mayo de 2022
El juicio duró ocho meses. La secta fue desarticulada en julio de 2018; tenía en su sede del Hotel City, en pleno centro marplatense. Foto: Télam.

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal 1 de la ciudad de Mar del Plata condenó este viernes a penas de entre 25 y 6 años de prisión a tres integrantes de una secta acusados del delito de trata de personas, con fines de explotación y reducción a la servidumbre, y alteración de identidad de menores.

 

Los magistrados consideraron que en el juicio, desarrollado durante más de ocho meses, quedó acreditada la responsabilidad penal de Silvia Cristina Capossiello (70), sentenciada a 25 años de cárcel; Sinecio de Jesús Coronado Acurero (75), condenado a 14 años, y Luis Antonio Fanesi (65), a 6.

 

Los tres fueron hallados culpables del delito de "Trata de personas, bajo la modalidad de captación y acogimiento, con fines de explotación laboral y reducción a la servidumbre" de cuatro víctimas, como miembros de una organización que funcionó desde 1970 en Venezuela y Argentina, hasta que fue desarticulada en julio de 2018, en su sede del Hotel City, en pleno centro marplatense.

 

En el caso de Capossiello -pareja de Eduardo Nicosia, quien fuera el líder y fundador de la secta, fallecido en enero de 2021- fue sentenciada como coautora de ese delito, mientras que Coronado Acurero, de nacionalidad venezolana, fue condenado como partícipe necesario y Fanesi, como partícipe secundario.

 

La acusada fue hallada culpable, además, en calidad de partícipe necesaria, de "Violación reiterada agravada y abuso deshonesto" sufrida por cuatro mujeres, entre ellas hijas del líder religioso, y también de "alterar la identidad de menores de 10 años" y "falsedad ideológica de instrumento público".

 

El fallo dispuso, además, reparaciones económicas por 30 millones de pesos para dos de las víctimas y de 15 y 10 millones para otras dos, por el "daño moral" sufrido, en línea con pedidos realizados en ese sentido por la Fiscalía, representada por Fabián Celiz y Carlos Fioritti, y por la representante de la Defensoría Pública de la Víctima, Inés Jaureguiberry.

 

Télam.

 

 

Comentá vos tambien...