13°SAN LUIS - Martes 23 de Abril de 2024

13°SAN LUIS - Martes 23 de Abril de 2024

EN VIVO

Acusaron por femicidio a los dos detenidos por la muerte de Zoe Pérez

La fiscal confirmó que la víctima murió de un paro cardíaco, pero no pudo establecer en qué circunstancias lo sufrió. 

Por redacción
| 22 de febrero de 2024
Foto: Héctor Portela.

Si bien los resultados de la necropsia revelaron que Zoe Abigaíl Pérez tenía heridas en la cabeza, el rostro, el cuello, en la zona genital y otras compatibles con asfixia, la chica de 17 años murió a causa de un paro cardiorrespiratorio. Pero la fiscal que investiga el caso, María del Valle Durán, no pudo determinar a ciencia cierta cuál fue la mecánica que pudo terminar con la vida de la adolescente y ordenó estudios complementarios para obtener una certeza. Aun así, imputó a Adrián Ricardo "El Gringo" Rodríguez, de 31 años, como presunto autor del delito de "Homicidio doblemente calificado por el vínculo y por el género" y a Leandro Joel Oses, de 24, como coautor de "Homicidio calificado por el género", una calificación sumamente grave y que prevé una pena a perpetua.

 

La audiencia de formulación de cargos se desarrolló ayer frente al juez de Garantías 4 subrogante, Marcos Flores Leyes. Atento a la relevancia del caso, en la sede de Tribunales había un fuerte operativo policial: controles en las puertas de ingreso, infantería apostada dentro y fuera del edificio, y casi una decena de efectivos encargados del traslado de los sospechosos. Afuera, familiares y un grupo de activistas feministas exigieron justicia.

 

Los recaudos no eran en vano, atento a lo que sucedió en la tarde noche del martes en La Toma, y las autoridades temían que vecinos se trasladaran ayer a la capital para atentar contra los imputados, ya que el día del crimen algunos intentaron arremeter contra ellos e incluso amenazaron con incendiar la comisaría del pueblo, donde estaba detenido Oses.

 

Una vez dentro de la sala de audiencias, tras atravesar un pasillo plagado de periodistas, Durán explicó que, según su hipótesis, Rodríguez y Oses mataron a Zoe entre las 10 y las 11:30 del martes, tras haber estado bebiendo y jugando videojuegos en el departamento de Intihuasi 1028, que "El Gringo" alquilaba en el barrio Barracas. 

 

A pesar de que Durán aún no tiene claro cómo fue la mecánica del crimen, sospecha que ambos fueron los autores, ya que tienen escoriaciones en su cuerpo y tuvieron conductas evasivas. Oses, por ejemplo, avisó a su hermano y a su jefe que no iría a trabajar porque estaba en la ciudad de San Luis y había perdido el colectivo; Rodríguez negó estar con la víctima ante varias personas que fueron a preguntarle por la chica, como su hermano, Nahuel Pérez, su papá, Fidel Pérez, y una amiga. Mientras él les negaba haberla visto, el cuerpo yacía sin vida en la cama de “El Gringo”.

 

Cerca de las 11:20, Rodolfo Figueroa, profesor de Gimnasia de Rodríguez y también de Zoe, acudió a la escena luego de que el imputado le insistiera por teléfono que necesitaba ayuda. El hombre llegó con su hijo menor y, al ingresar, vio a Zoe muerta sobre la cama de Rodríguez. "¿Qué hicieron?", le preguntó y, antes de ir a Comisaría 16ª en búsqueda de la Policía, le dijo que no se moviera del lugar.

 

Cuando llegaron los primeros efectivos, “El Gringo” estaba junto al cadáver y Oses, en la vereda. Fue su amigo quien les contó a los investigadores que el joven de 24 años también había estado en la escena, por lo que resultó demorado y trasladado a la comisaría. Este jueves, antes de que la fiscal plantee su teoría del caso, sus abogados, Miguel Ángel Orozco y Guillermo Levingston, recusaron a Durán aduciendo que la detención de su pupilo había sido irregular. 

 

Durán, asistida por su adjunta, Antonella Romagnoli, aclaró que la acusación es provisoria pero que cuenta con suficientes elementos para sospechar de ambos imputados y pidió que sean procesados con prisión preventiva por 120 días. "El pedido de preventiva es para preservar la investigación. Si quedan libres los imputados podrían fugarse, ya que no son oriundos de La Toma y tampoco tienen arraigo en la localidad; o influir sobre los testigos. Rodríguez es de Ushuaia y Oses, de Buenos Aires, y ninguno de los dos tiene trabajo en blanco ni familiares en el pueblo", dijo.

 

Seguirán en una comisaría

 

Esteban Bustos, abogado de la familia Pérez, hizo referencia a la conducta de los acusados posterior al hecho y los acusó por intentar "modificar la escena del crimen". Tras su intervención, la defensora oficial Nadia Agúndez, quien asiste a Rodríguez, y los abogados de Oses pidieron una prórroga de la detención de 8 días, por lo que el juez recién podrá resolver cuando venza ese plazo o, en su defecto, si la prórroga es interrumpida.

 

Para robustecer su teoría del caso y ampliar las acusaciones de ser necesario, la fiscalía espera informes complementarios de la autopsia, el resultado del análisis toxicológico a la víctima y los imputados, los registros de cámaras de videovigilancia públicas y privadas, y de antenas de telefonía celular. También, informes de pruebas luminol y de levantamiento de huellas dactilares, pericias de los teléfonos secuestrados y múltiples entrevistas con testigos. 

 

"Tenemos la sospecha de que Zoe y Rodríguez tenían un vínculo a pesar de que su familia no sabía. También buscamos saber si los imputados salieron del departamento y volvieron a entrar, ya que podrían haber destruido pruebas", dijo Durán durante una conferencia de prensa brindada en el Salón Blanco del Palacio de Justicia, después de la audiencia.

 

Ante los periodistas, la funcionaria judicial volvió a aclarar ante preguntas “que Zoe murió por asfixia. Si bien dije en la audiencia (de formulación de cargos) que surge del informe que tenía varias lesiones en el cuerpo, ninguna de ellas causó la muerte, no hay golpes en la cabeza, no hay golpes en el cuerpo, no hay nada en el cerebro”. Además, mencionó que la víctima "era una chica deportista, sana. Practicaba deportes y kick boxing, por eso necesitamos determinar el origen de las lesiones. Con la historia  clínica y los informes forenses tendremos más claridad sobre eso", dijo.

 

 

 

Denunciaron a la fiscal y a policías

 

Antes de que la fiscal María del Valle Durán acuse a los sospechosos, el defensor Miguel Ángel Orozco le pidió al juez apartar a la funcionaria del caso, a quien denunció penalmente junto a policías de la Comisaría 16ª de La Toma y de la División Homicidios, ya que, según su postura, Oses fue detenido en forma irregular. 

 

El juez de Garantías Marcos Flores Leyes rechazó la solicitud, pero Durán igual explicó por qué el imputado fue liberado el miércoles y luego, recapturado. "La detención que se hizo el martes en la vereda de Intihuasi 1028 fue a las 13, pero en el acta de procedimiento decía a las 21. Por eso ordené liberarlo y ya con testimonios que lo ponían en el lugar y la hora del crimen, solicité que sea capturado", horas más tarde.

 

Redacción/MGE

 

LA MEJOR OPCIÓN PARA VER NUESTROS CONTENIDOS
Suscribite a El Diario de la República y tendrás acceso primero y mejor para leer online el PDF de cada edición papel del diario, a nuestros suplementos y a los clasificados web sin moverte de tu casa

Suscribite a El Diario y tendrás acceso a la versión digital de todos nuestros productos y contenido exclusivo