24.2°SAN LUIS - Viernes 30 de Octubre de 2020

24.2°SAN LUIS - Viernes 30 de Octubre de 2020

EN VIVO

Treinta chicos se sumaron a la cruzada por la casa de Nazareno

Organizaron una rifa para juntar dinero, compraron los materiales y se los llevaron a su casa.

Por redacción
| 07 de agosto de 2018
Nazareno junto a Sirur Maluf, su familia y sus nuevos amigos. detrás de ellos está la edificación en la que el adolescente vivirá con su madre. Foto: Nicolás Varvara

Nazareno Moyano tiene epoc crónico pulmonar y necesita una casa para vivir. Sirur Maluf, es un deportista que quedó parapléjico en un accidente y cuando se enteró de la enorme necesidad, decidió juntar dinero para ayudarlo. Ambos son protagonistas de una historia que sólo se da en las películas y a medida que pasa el tiempo, se acerca el final feliz. Ahora se sumaron al elenco treinta chicos del 22 AG, del barrio 500 Viviendas Sur, que decidieron organizar una rifa para comprar más materiales de construcción y llevárselos.

 

“Vimos una publicación que Sirur hizo en Facebook y le comenté a los chicos qué les parecía si hacíamos algo para ayudar. Todos estuvieron de acuerdo en que organizáramos una rifa. Enseguida se pusieron a trabajar para conseguir los premios, que la mayoría fueron donados y el resto lo pusieron ellos”, contó Silvina Castillo que está a cargo del grupo de jóvenes y trabaja en la unidad básica "Luis Lusquiños". 

 

Castillo agregó que con el dinero reunido compraron bolsas de cemento y ripio y llevaron todo hasta la casa de Nazareno. “No fue mucho, pero lo trajimos de corazón. Trabajaron todos junto a sus padres. Cuando hicimos contacto por primera vez con Naza estábamos todos nerviosos. Antes de hacer la rifa queríamos venir a contarle a él primero, para saber si estaba de acuerdo”, dijo y agregó que desde ese entonces hasta la actualidad notaron muchas mejoras en el adolescente que ahora sólo utiliza su mochila con el tubo de oxígeno para dormir. 

 

“Ha tenido un progreso muy grande y lo vamos a seguir ayudando. No es lo mismo que te cuenten cómo vive Nazareno a que vengas a verlo, son situaciones diferentes, cuando los chicos vinieron y vieron todo lo que necesitaba se entusiasmaron mucho más por ayudar”, aseguró Castillo.

 

Sirur estaba emocionado de poder observar a los jóvenes conmovidos por la necesidad de Nazareno. “Me parece buenísimo que se hayan acercado, que se hayan solidarizado. Es un gran gesto que tuvieron con Naza, estoy convencido que de esto se trata la vida, de solidarizarse con los que menos tienen, de hacer estos actos de grandeza”, afirmó y esta vez se dio permiso para agradecerle a su familia que sin dudar colabora con su causa. Además añadió a la lista al club de golf Los Quebrachos y otras personas que deciden quedar en el anonimato, pero que están al pie del cañón para ayudar a comprar los materiales para seguir ayudando.

 

“Estoy sorprendido por el avance de la obra, estoy contento también porque estamos más cerca de cumplir su sueño, está esperando con ansias, venirse a vivir con su mamá”, expresó Maluf y aseguró que continuará movilizando corazones hasta que el adolescente tenga terminada la casa.

 

Es muy fácil percibir a través de  sus ojos chiquitos que Nazareno está muy feliz. “Le agradezco a Silvina y al grupo de chicos, gracias a ellos pudimos avanzar, además son muchas las personas que están detrás. Me emociona ver a todos movilizados ayudándome a cumplir mi sueño”, dijo y contó que los avances en su salud son debido al trabajo del doctor Tolosa y al kinesiólogo Lucas Herrera. “Con ellos también estoy agradecido me están sacando adelante, todos me dan mucho empuje para seguir”, afirmó Moyano.

 

La construcción de la casa de Nazareno avanza gracias a su papá José, su cuñado Marcos, sus primos y sus hermanos. “Está comprometida toda mi familia son muy rápidos para trabajar. Lo hicieron como pudieron porque cada uno tiene su trabajo y sus responsabilidades, pero cada minuto que podían se venían a trabajar”, aseveró y en la lista de cosas que aun resta conseguir anotó cemento, un lavamanos y un bidet; y no se le pasa por la cabeza sumar cerámicos u otros materiales para la cocina, aunque le vendrían muy bien. La cuenta para ayudarlo sigue abierta en Valentini Sanitarios.

 

Comentá vos tambien...