Escuchá acá la 96.3
X

Le dieron 10 años y medio de cárcel a Liliana Luchessi por matar a su hijo

foto
video

La Cámara Penal 1 de Villa Mercedes estableció que la condena sea de cumplimiento efectivo y no con prisión domiciliaria como había solicitado la defensa. El pequeño Jair Luchessi murió en 2014 a causa de una hemorragia provocada por golpes.

Pasaron cinco años del fatídico día en el que Jair Luchessi, que tenía apenas un año y medio, daba su último suspiro en la sala de urgencias de un centro médico de Villa Mercedes, en junio de 2014. Este miércoles, luego de innumerables dilaciones, los jueces de la Cámara Penal 1 de esa ciudad condenaron a Liliana Luchessi, mamá del pequeño, a diez años y medio de prisión efectiva por el delito de “homicidio preterintencional calificado por el vínculo”, al considerar que fue la responsable de los golpes que derivaron en la muerte del niño, que sufrió una hemorragia interna.

 

La decisión del tribunal integrado por Sebastián Cadelago Filippi, Virna Milena Eguinoa y Diego Hernán Herrera fue unánime, aunque la pena impuesta fue la mitad que la solicitada este lunes por el fiscal de Cámara, Ernesto Lutens, que había aliviado la calificación del delito por el que acusaban a Luchessi, “homicidio calificado por el vínculo”, pero solicitó 20 años de cárcel.

En el veredicto, los jueces entendieron que la mujer, que hoy tiene 30 años, fue autora penalmente responsable de la muerte del chiquito, que a su corta edad ya había sido víctima de otro drama, cuando una pareja lo secuestró y llevó a Mendoza.

 

 

El lunes, en sus alegatos, el abogado defensor Pascual Celdrán aseguró que su defendida cuidaba a Jair más de lo que harían otros padres, y que eso quedó en evidencia con las declaraciones de las pediatras y médicos que atendían al pequeño. También dijo estar convencido de la inocencia de la mujer y aclaró que si bien no fue una madre idónea por sus problemas psiquiátricos,  Liliana es una mujer a la que “la mala suerte le marcó la vida”, y les pidió a los jueces no sellar esa suerte.

Luchessi, que en algunas de las audiencias lloró al escuchar testimonios e informes médicos, no se inmutó al escuchar el fallo que la llevará nuevamente a la cárcel, ya que durante un periodo gozó de prisión domiciliaria, cuyas reglas violó en una salida nocturna.

Además del crimen en sí, tanto en la investigación inicial como en el debate oral tomó gran importancia el hecho de que la mujer sufre un tipo de discapacidad cognitiva que podía ser considerado un atenuante al evaluar su responsabilidad en el hecho, y que incluso podía valerle otra vez el beneficio de la domiciliaria.

En el veredicto, los jueces rechazaron ese pedido y ordenaron realizar nuevos estudios y pericias médicas como así también una evaluación socio ambiental en la casa y la familia de la condenada.

 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

Le dieron 10 años y medio de cárcel a Liliana Luchessi por matar a su hijo

La Cámara Penal 1 de Villa Mercedes estableció que la condena sea de cumplimiento efectivo y no con prisión domiciliaria como había solicitado la defensa. El pequeño Jair Luchessi murió en 2014 a causa de una hemorragia provocada por golpes.

El momento en el que Luchessi escuchó el veredicto del tribunal. Fotos: Juan Andrés Galli. Video: Héctor Portela

Pasaron cinco años del fatídico día en el que Jair Luchessi, que tenía apenas un año y medio, daba su último suspiro en la sala de urgencias de un centro médico de Villa Mercedes, en junio de 2014. Este miércoles, luego de innumerables dilaciones, los jueces de la Cámara Penal 1 de esa ciudad condenaron a Liliana Luchessi, mamá del pequeño, a diez años y medio de prisión efectiva por el delito de “homicidio preterintencional calificado por el vínculo”, al considerar que fue la responsable de los golpes que derivaron en la muerte del niño, que sufrió una hemorragia interna.

 

La decisión del tribunal integrado por Sebastián Cadelago Filippi, Virna Milena Eguinoa y Diego Hernán Herrera fue unánime, aunque la pena impuesta fue la mitad que la solicitada este lunes por el fiscal de Cámara, Ernesto Lutens, que había aliviado la calificación del delito por el que acusaban a Luchessi, “homicidio calificado por el vínculo”, pero solicitó 20 años de cárcel.

En el veredicto, los jueces entendieron que la mujer, que hoy tiene 30 años, fue autora penalmente responsable de la muerte del chiquito, que a su corta edad ya había sido víctima de otro drama, cuando una pareja lo secuestró y llevó a Mendoza.

 

 

El lunes, en sus alegatos, el abogado defensor Pascual Celdrán aseguró que su defendida cuidaba a Jair más de lo que harían otros padres, y que eso quedó en evidencia con las declaraciones de las pediatras y médicos que atendían al pequeño. También dijo estar convencido de la inocencia de la mujer y aclaró que si bien no fue una madre idónea por sus problemas psiquiátricos,  Liliana es una mujer a la que “la mala suerte le marcó la vida”, y les pidió a los jueces no sellar esa suerte.

Luchessi, que en algunas de las audiencias lloró al escuchar testimonios e informes médicos, no se inmutó al escuchar el fallo que la llevará nuevamente a la cárcel, ya que durante un periodo gozó de prisión domiciliaria, cuyas reglas violó en una salida nocturna.

Además del crimen en sí, tanto en la investigación inicial como en el debate oral tomó gran importancia el hecho de que la mujer sufre un tipo de discapacidad cognitiva que podía ser considerado un atenuante al evaluar su responsabilidad en el hecho, y que incluso podía valerle otra vez el beneficio de la domiciliaria.

En el veredicto, los jueces rechazaron ese pedido y ordenaron realizar nuevos estudios y pericias médicas como así también una evaluación socio ambiental en la casa y la familia de la condenada.

 

Logín