17°SAN LUIS - Sabado 04 de Diciembre de 2021

17°SAN LUIS - Sabado 04 de Diciembre de 2021

EN VIVO

Entregaron 50 ajuares en la Maternidad Teresita Baigorria

Gracias a una iniciativa de los trabajadores de Inclusión Social, las madres recibieron un pantalón, una batita, un gorro, un toallón, pañales y jabones. 

Por redacción
| 27 de marzo de 2019
El ministro de Desarrollo Social, Federico Berardo, planea ampliar el taller en Villa Mercedes y en Merlo. Foto: Marianela Sánchez

Por cada ajuar una historia. El Ministerio de Desarrollo Social en conjunto con el Ministerio de Salud entregó 50 conjuntos para bebés recién nacidos en la Maternidad Provincial Teresita Baigorria. La iniciativa de donar las prendas surgió del taller de costura que tienen los beneficiarios del Plan de Inclusión Social en la ex Colonia Hogar. Además confeccionaron una manta tejida a mano para la jefa de Programa Maternidad Provincial, Claudia Oviedo. Fue entregada por el grupo número 32, que trabaja sobre la ruta 146 antes de llegar a la rotonda Torrontegui, al ministro Federico Berardo, para contribuir con la acción solidaria. 

Cerca del mediodía comenzó el recorrido por las habitaciones. Diez costureras acompañadas por los funcionarios empezaron a recorrer los luminosos pasillos que los llevarían al encuentro de las madres, que en todos los casos recibieron el regalo con alegría. 

La primera fue Yanina que estaba en una sala vip del hospital desde hace tres meses. Agustín nació en la semana 29 de gestación con un kilo y cien gramos. Desde aquel 30 de diciembre no pudieron volver a su casa y se internaron en la Maternidad.
 

 

 

Finalmente y luego de haber pasado momentos muy difíciles, hoy les dieron el alta. Antes de irse y como una forma de cerrar una etapa, Yanina y Ricardo, el papá de Agustín, recibieron un ajuar con un toallón, una batita, un pantalón, un gorro, pañales y jabones. "Nos llevamos dos alegrías. La primera es que Agustín está sano gracias al trato del área de neonatología del hospital. La otra es la ropa que nos entregó el ministro", contó la madre aliviada.     

Para poder concretar la idea, más de 40 personas trabajaron en la confección de prendas de algodón blanco. Paola Ochoa es la encargada del taller de costura "Manos Mágicas", que está en funcionamiento desde hace tres años. "De retazos de otras telas, hicimos dibujos para estampar sobre las prendas que completan el ajuar. Nosotras estamos muy contentas de poder ayudar a las mamás que lo necesitan", comentó y agregó que dentro del taller trabajan dos hombres, uno de ellos es del grupo de refugiados sirios.     

Charo Valenzuela tiene 59 años y hasta hace unos años atrás no imaginaba que podría encontrar un oficio que le permitiera mejorar su calidad de vida. Ante los diferentes medios que cubrieron el gesto solidario, Charo confesó que cuando llegó al espacio que el Ministerio de Desarrollo Social les dio, no sabía nada. "De a poco aprendí a reciclar ropa, moldería, a usar las máquinas y luego a coser. Ahora todos los días, después de las 12, que termino en el taller vuelvo a mi casa, trabajo como modista", reveló Valenzuela con mucho orgullo por todo lo que pudo conseguir aprovechando la oportunidad que le dio el Gobierno de la Provincia y que ella acompañó con empeño.   

Berardo estimuló la idea de ayudar con ropa a las madres desde el principio. Por el entusiasmo que le producía el proyecto generado por las costureras, en uno de sus recorridos por las parcelas les comentó que estaban confeccionando ropa para donar en la Maternidad. Con las mismas ganas de colaborar, Mónica Trey y Ethel Videla del grupo 32 hicieron su aporte con una manta tejida que confeccionaron especialmente para la responsable del hospital. "Dentro del Plan hay muchas historias de amor y esperanza que queremos visibilizar para que la sociedad puntana pueda palpar lo que hace la inclusión", contó con orgullo.    

 

 


 

Comentá vos tambien...