Escuchá acá la 96.3

Escuchá acá la 96.3
X

La UNSL convoca a investigadores por el Plan Contra el Hambre

Invitan a aquellos que cuenten con estudios y desarrollos sociales y tecnológicos vinculados a este tema. Los interesados deben completar un formulario.

La Universidad Nacional de San Luis (UNSL) convocó a investigadores que cuenten con estudios y desarrollos tecnológicos y sociales vinculados a la lucha contra el hambre, para sumarse al programa lanzado por el gobierno nacional, que apunta a eliminar este flagelo que ha sido exacerbado con la crisis económica. A fines del año pasado, la casa de estudios había dado un primer paso con la designación de los representantes para el plan nacional.  

En la UNSL aseguran que la meta es que científicos y tecnólogos puedan sumar sus aportes para diseñar políticas que ayuden a resolver la crisis alimentaria que atraviesa la Argentina. Las personas interesadas en participar deberán completar un formulario que se encuentra en la página web  oficial de la institución. Señalaron que los proyectos serán evaluados y que se realizarán reuniones de trabajo para que las contribuciones puedan ser canalizadas "a través de las instituciones correspondientes”.

El "Plan Argentina Contra el Hambre" fue oficializado por el presidente Alberto Fernández a los pocos días de asumir. El programa apunta a garantizar el derecho a la alimentación, en especial para aquellas franjas de la población que más sufrieron los embates de las medidas económicas aplicadas durante la gestión de Mauricio Macri y que llevaron a que el índice de pobreza supere el cuarenta por ciento.

Un punto clave de este plan es la Tarjeta Alimentaria, una medida con la que el gobierno nacional intenta que ninguna persona se quede afuera de acceder a la canasta básica. Está destinada a madres y padres con hijos de hasta seis años de edad que reciben la Asignación Universal por Hijo (AUH); embarazadas a partir de los tres meses que cobran la Asignación por Embarazo y personas con discapacidad. Adelantaron que la tarjeta se irá aplicando por etapas en todo el país.

La participación de las universidades en esta iniciativa nació a través de una convocatoria realizada por el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN), que puso a disposición del Ejecutivo central la experiencia de las casas de estudios tanto en la elaboración de alimentos sociales como en sus adelantos en software y logística. La idea es que esta colaboración se realice de manera conjunta con empresas, organizaciones sociales, la Iglesia y los sindicatos. 

Las universidades nacionales de Quilmes (UNQ), Hurlingham (Unahur), de Luján (UNLu), de José C. Paz (Unpaz), de Avellaneda (Undav), Arturo Jauretche (UNAJ), del Comahue (UNComa), de Río Negro (UNRN) y de Moreno (UNM) ya habían presentado sus propuestas en diciembre. La UNQ, por ejemplo, desarrolló el Programa Supersopa, un producto multivitamínico con base en hortalizas, carne vacuna y arroz. La Universidad de Luján elaboró “Yogurito”, un preparado probiótico lácteo diseñado especialmente para chicos en edad escolar con déficit nutricional o que residan en condiciones ambientales desfavorables.

 

Representantes

La comitiva seleccionada para representar a la UNSL en el "Plan Argentina Contra el Hambre" está integrada por la decana de la Facultad de Ciencias de la Salud (FCS), Ana María Garraza; la vicedecana María Luján Correa; y la secretaria de Investigación y Posgrado de la Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas (Fcejs), Silvina Galetto. 

 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

La UNSL convoca a investigadores por el Plan Contra el Hambre

Invitan a aquellos que cuenten con estudios y desarrollos sociales y tecnológicos vinculados a este tema. Los interesados deben completar un formulario.

El plan nacional busca garantizar el acceso a la canasta básica.

La Universidad Nacional de San Luis (UNSL) convocó a investigadores que cuenten con estudios y desarrollos tecnológicos y sociales vinculados a la lucha contra el hambre, para sumarse al programa lanzado por el gobierno nacional, que apunta a eliminar este flagelo que ha sido exacerbado con la crisis económica. A fines del año pasado, la casa de estudios había dado un primer paso con la designación de los representantes para el plan nacional.  

En la UNSL aseguran que la meta es que científicos y tecnólogos puedan sumar sus aportes para diseñar políticas que ayuden a resolver la crisis alimentaria que atraviesa la Argentina. Las personas interesadas en participar deberán completar un formulario que se encuentra en la página web  oficial de la institución. Señalaron que los proyectos serán evaluados y que se realizarán reuniones de trabajo para que las contribuciones puedan ser canalizadas "a través de las instituciones correspondientes”.

El "Plan Argentina Contra el Hambre" fue oficializado por el presidente Alberto Fernández a los pocos días de asumir. El programa apunta a garantizar el derecho a la alimentación, en especial para aquellas franjas de la población que más sufrieron los embates de las medidas económicas aplicadas durante la gestión de Mauricio Macri y que llevaron a que el índice de pobreza supere el cuarenta por ciento.

Un punto clave de este plan es la Tarjeta Alimentaria, una medida con la que el gobierno nacional intenta que ninguna persona se quede afuera de acceder a la canasta básica. Está destinada a madres y padres con hijos de hasta seis años de edad que reciben la Asignación Universal por Hijo (AUH); embarazadas a partir de los tres meses que cobran la Asignación por Embarazo y personas con discapacidad. Adelantaron que la tarjeta se irá aplicando por etapas en todo el país.

La participación de las universidades en esta iniciativa nació a través de una convocatoria realizada por el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN), que puso a disposición del Ejecutivo central la experiencia de las casas de estudios tanto en la elaboración de alimentos sociales como en sus adelantos en software y logística. La idea es que esta colaboración se realice de manera conjunta con empresas, organizaciones sociales, la Iglesia y los sindicatos. 

Las universidades nacionales de Quilmes (UNQ), Hurlingham (Unahur), de Luján (UNLu), de José C. Paz (Unpaz), de Avellaneda (Undav), Arturo Jauretche (UNAJ), del Comahue (UNComa), de Río Negro (UNRN) y de Moreno (UNM) ya habían presentado sus propuestas en diciembre. La UNQ, por ejemplo, desarrolló el Programa Supersopa, un producto multivitamínico con base en hortalizas, carne vacuna y arroz. La Universidad de Luján elaboró “Yogurito”, un preparado probiótico lácteo diseñado especialmente para chicos en edad escolar con déficit nutricional o que residan en condiciones ambientales desfavorables.

 

Representantes

La comitiva seleccionada para representar a la UNSL en el "Plan Argentina Contra el Hambre" está integrada por la decana de la Facultad de Ciencias de la Salud (FCS), Ana María Garraza; la vicedecana María Luján Correa; y la secretaria de Investigación y Posgrado de la Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas (Fcejs), Silvina Galetto. 

 

Logín