19.5°SAN LUIS - Jueves 22 de Octubre de 2020

19.5°SAN LUIS - Jueves 22 de Octubre de 2020

EN VIVO

El senador Ariel Rosendo está internado en una clínica privada

Desde el lunes está "monitorizado, en un sector de aislamiento", por una crisis hipertensiva. Está procesado por tres delitos y fue desaforado, pero su detención se dilata.

Por redacción
| 30 de septiembre de 2020
El desaforado y suspendido por el Senado provincial se encuentra internado en la Clínica del Aconcagua de Villa Mercedes. Foto: Héctor Portela.

Hay una orden judicial que, por diversas razones, no se concreta, se dilata: la detención del senador provincial Ariel Rosendo, quien ha sido procesado por tres delitos, el robo en una casa del gremio Smata (al que representaba); la violación de la prohibición de acercarse a su expareja, Ivana Massimino; y el incumplimiento de las medidas antiepidémicas. El legislador, que fue desaforado y suspendido por el Senado provincial en la sesión del pasado martes 22, está internado en la Clínica del Aconcagua de Villa Mercedes, por una crisis hipertensiva, según lo informado este miércoles por el director de ese centro de salud, Rodolfo Negri. “No pudo ser notificado de la detención, pero está con custodia policial”, dijo una fuente de la causa.

 

Días atrás, como parte de la estrategia para evitar que su cliente fuera detenido y trasladado al Servicio Penitenciario Provincial para que cumpla allí con la prisión preventiva dispuesta en el procesamiento, el abogado de Rosendo, Gustavo Reviglio, le solicitó al juez Penal 2, Leandro Estrada, que le otorgara la prisión domiciliaria.

 

El defensor dio como argumento principal la resolución de la jueza de Violencia, Lorena Báez, que el lunes 21 de septiembre, entre otros puntos, decidió no innovar en relación al cuidado provisorio de la hija que tienen en común Massimino y Rosendo, y extenderlo por 90 días. Esto es, que la niña continuara con su padre por tres meses más. Con él ha estado los últimos meses.

 

Casi en simultáneo, el Senado le quitó los fueros al legislador, lo que generó las condiciones para que se ejecutara el encarcelamiento preventivo ordenado por el juez Estrada al momento de procesarlo.

 

Lo del cuidado de la niña no es una cuestión menor, dado que, para poder concretar el arresto, la Justicia debe adoptar antes las medidas necesarias para preservarla, definir al cuidado de quién quedará.

 

Esta semana la jueza Báez se declaró incompetente, ya que es otro magistrado quien debe resolver sobre la cuestión de fondo, que es el cuidado personal de la nena. Ante este cuadro, y para poder ejecutar la detención, el juez Estrada dispuso que ella quedara bajo el cuidado de la madre hasta que un juez de Familia tome medidas. Poder estar de nuevo con su hija era algo que Massimino esperaba desde hace meses, y así lo ha manifestado públicamente.

 

Pero una fuente comentó que la niña no estaba de acuerdo con la decisión, por lo que era muy posible que el juez Estrada revocara la medida y pusiera a la niña a disposición del juez de Familia. Ni Rosendo ni Massimino tienen familiares directos en la provincia, según han comentado fuentes de la causa.

 

 

Por ahora, no saben cuándo le darían el alta

 

Por su parte, Negri dijo hoy que, por orden del juez Estrada, la Policía estuvo en la clínica, hizo una constatación y le remitió al magistrado el resumen de la historia clínica. Consultado sobre cuál es el cuadro que presenta Rosendo, el director de la clínica indicó que estaba “monitorizado, en un sector de aislamiento”.

 

“Ingresó el día 28 por guardia. Entendemos que su estado puede estar relacionado al estrés propio de la situación que vive, que es de público conocimiento”, refirió Negri, quien dijo que no había, al menos hasta esta noche, un pronóstico de cuándo podrían darle el alta. “Eso está en estudio, y es uno de los puntos que se está informando al juez. Otra de las preguntas que hizo la Policía es sobre el control y los sistemas de acceso y salida de la clínica”, comentó Negri. Desde este miércoles efectivos custodian la clínica.

 

Comentá vos tambien...