31.7°SAN LUIS - Martes 26 de Enero de 2021

31.7°SAN LUIS - Martes 26 de Enero de 2021

EN VIVO

Los detuvieron por un hurto en una casa de la zona oeste

Los aprehendidos, de 26 y 30 años, vecinos de la zona, quedaron libres horas después, pues no hubo denuncia.

Por redacción
| 06 de enero de 2021
Los sospechosos. Dijeron que la damnificada les había dado la garrafa para que ellos la cambiaran por droga. Foto: Policía de San Luis.

Dos hombres fueron detenidos por efectivos del Comando Radioeléctrico, tras el hurto en una casa del barrio 1° de Mayo, en la zona oeste de San Luis. Los sospechosos, de apellido Barroso (de 26 años) y Contreras (de 30), domiciliados en la misma zona en la que ocurrió el hecho, fueron aprehendidos durante un operativo que inició pasadas las dos de la madrugada, según lo informado por Relaciones Policiales. Este martes por la tarde noche, el subjefe de la Comisaría 4ª, subcomisario Marcelo Coria, confirmó que ambos estuvieron arrestados algunas horas, mientras averiguaban los antecedentes y medios de vida, y que en el curso de la jornada recuperaron la libertad, dado que no recibieron denuncia por los elementos sustraídos.  

 

La Policía intervino a partir de un aviso al Centro de Operaciones Policiales, en el que indicaban que entre los barrios 1° de Mayo y República se escuchaban disparos de arma de fuego. Poco después recibieron otro llamado en la central policial, que señalaba que en esa zona había disturbios y que se escuchaban gritos.

 

Los móviles fueron al lugar: frente a la manzana Ñ del 1° de Mayo, más precisamente sobre la avenida Quinto Centenario, una mujer les hizo seña a los uniformados. Cuando se acercaron, ella les contó que estaba en su domicilio, bebiendo con unos conocidos cuando, en un descuido, estos le sacaron una garrafa y un celular y escaparon en un automóvil. Mientras daba ese relato, alcanzó a divisar el rodado en cuestión y se los señaló, por lo que los uniformados se dirigieron en esa dirección, hacia el oeste.

 

Ellos advirtieron que quien conducía hacía maniobras para poder ingresar en una casa, pero que no pudo hacerlo ya que los efectivos le dieron la voz de alto. Los hombres bajaron: uno de ellos, de contextura robusta, bajaba una garrafa de gas envasado de 10 kilos. La explicación que dieron es que un rato antes habían estado tomando con unos conocidos en la casa de ellos y que les habían dado el tubo presuntamente para que lo cambiaran por droga.

 

Inmediatamente, los agentes del Comando los detuvieron, les secuestraron el contenedor de gas y el auto en el que se movilizaban, un Volkswagen Gol bordó, y pidieron que fuera personal de Criminalística.

 

Si bien el personal del Comando no recabó los datos de la damnificada, les dieron conocimiento a sus colegas de Judiciales de la Comisaría 4, la seccional que tiene jurisdicción en la zona, quienes notaron que ella estaba bajo los efectos de alguna sustancia y no aportó datos filiatorios.

 

Comentá vos tambien...