13°SAN LUIS - Domingo 17 de Octubre de 2021

13°SAN LUIS - Domingo 17 de Octubre de 2021

EN VIVO

Los espárragos se sumarán a la propuesta de Sol Puntano

El proyecto comenzó este año con la recolección de semillas y la preparación de nuevos plantines, que serán trasplantados, sobre un cuarto de hectárea, la temporada que viene.

Por María José Rodríguez
| 19 de septiembre de 2021
Los turiones. Para consumirlos es necesario sacarlos del suelo antes de que se conviertan en una planta y florezcan. Nicolás Varvara.

 Buenos Aires, Santa Fe, San Juan, Mendoza y Córdoba son las principales provincias productoras de espárragos en todo el país. Pero por estos días, en Sol Puntano quedó demostrado que San Luis reúne todas las condiciones para producirlo. Alfredo Cartellone, jefe del subprograma Colonia Agrícola, encabeza desde hace dos años las tareas necesarias para obtener plantas madres. Ya cosecharon algunos que fueron guardados en la cámara de frío.

 

 “Durante el primer año hicimos germinar las semillas en nuestros invernáculos, las pusimos en una bandeja de germinación con una tierra especial y se criaron durante una temporada hasta que salieron pequeños plantines. Los conservamos en una maceta y en primavera los llevamos a campo”, indica el ingeniero agrónomo, mientras cosecha algunos turiones del suelo.

 

“Lo que se va formando primero es la raíz, que tiene forma de araña. Es un rizoma, que tiene ese aspecto porque comienza a expandirse y desarrollarse por el suelo. Esas raíces son las que van a generar continuamente los brotes o yemas, que se llaman turiones de espárrago”, explica mientras camina en busca de más tallos en el suelo.

 

La hilera experimental mide cien metros, en ella colocaron 200 plantines, a una distancia de medio metro entre cada uno. “En este caso hemos dejado  crecer algunas plantas madres porque ahora en primavera se producirá la floración y gracias a la polinización tendremos semillas, que tienen la forma de una pequeña pelotita que al principio es verde y que cuando madura se pone rojiza. De allí extraeremos más pepitas para continuar con el ciclo en el invernáculo”, afirma, y cuenta que en un principio buscaban hacer pruebas. “Como Sol Puntano es una colonia experimental, queríamos comprobar que se diera y luego comenzar a pensar en una producción a escala comercial para sumar otra opción a la venta al público. Estamos contentos porque obtuvimos muy buenos resultados”.

 

La cosecha del espárrago es continua y se realiza durante uno o dos meses, ya que es un cultivo perenne y se da en primavera.

 

 

 200 plantines colocaron sobre una hilera de cien metros. La próxima temporada pondrán miles sobre un cuarto de hectárea. La producción será destinada a la venta al público.

 

“Por estos días hacemos una pasada y vamos sacando algunos a medida que van saliendo y llegan aproximadamente a los 15 o 20 centímetros. Su crecimiento es muy violento, es decir, muy rápido y si lo dejás dos o tres días se pasa, se abre, florece y cae su valor comercial. Además se pone más duro y pierde las propiedades”, especifica.

 

Los próximos pasos que darán en el predio consisten en replicar este trabajo en una superficie más grande, que medirá casi un cuarto de hectárea. Serán alrededor de 2.500 metros en los que pondrán miles de plantines.

 

 

Cosecha. Cartellone dijo que hay que cortarlos cuando llegan a los 20 centímetros. Foto: Nicolás Varvara.

 

 

“Queremos lograr un volumen comercial más importante para sumarlo a las propuestas de Sol Puntano. No solamente lo ofreceríamos para consumir en fresco en pequeños paquetitos, que actualmente se venden a 180 pesos en las verdulerías; sino que además queremos generar valor agregado y hacer espárragos en conserva en nuestra fábrica”, adelanta el ingeniero.

 

En plena primavera cosecharán las semillas para, una vez que estén maduras, empaquetarlas también para la venta o para la elaboración de plantines. “Aquellos productores que en un futuro quieran sumar espárragos a la huerta podrán hacerlo, ya que es un cultivo que se adapta muy bien al suelo de San Luis. Antiguamente se daba en zonas más húmedas como la periferia de ríos o acequias de riego”, repasa Cartellone, y cuenta que cuando era chico y se portaba mal, su madre lo mandaba a cosechar espárragos: “Recorría toda la acequia de la finca, porque en los bordes estaban los espárragos, a las raíces les gusta la humedad”.

 

 

El éxito de este experimento prueba que San Luis tiene un potencial enorme en cuanto a la producción de hortalizas de estación.

 

El ingeniero agrónomo indica, mientras señala una de las plantas, que otra manera de reproducción es partiéndola en varios pedazos y haciendo plantas nuevas de la raíz. “El tipo de propagación que hace el espárrago es agamica, esto significa que se desarrolla sin la intervención de los sexos, a través de diferentes partes vegetativas de las plantas tales como las raíces, las ramas o las hojas, para crear nuevas plantas”.

 

“El éxito de esta prueba habla del potencial enorme que tiene San Luis en cuanto a la producción de hortalizas de estación. Por ahora estamos recolectando los turiones que encontramos, elaborando semillas y generando plantas madres. En cada pelotita hay cuatro semillas, cuando está madura es negra. La limpio y la guardo. Después, dentro del invernáculo, un equipo de mujeres trabaja los plantines que el año que viene irán a campo. La idea es venderlos en las ferias de pequeños y medianos productores”, dice Cartellone, mientras recomienda guardar los espárragos en la heladera con humedad.

 

Comentá vos tambien...