Escuchá acá la 96.3
X

San Luis avanza para poder recuperar el tren de cargas

Marcelo Dettoni

La prioridad la tendrán los ramales que van del Valle del Conlara a Justo Daract y el que pasa por Villa Mercedes y San Luis capital. Arrancarán con un relevamiento de las vías.

Lo que comenzó como un sueño en noviembre de 2018, avanza dando pasos firmes en la actualidad: recuperar el tren de cargas para devolverle actividad a los pueblos del interior de San Luis, bajar los costos logísticos a la hora de sacar la materia prima de los campos y, en una segunda etapa, brindar una posibilidad más al turismo.

Por eso funcionarios de San Luis Logística y directivos de la compañía china CREC (Corporación de Ingeniería Ferroviaria China, por sus siglas en inglés) N° 10 tuvieron un segundo encuentro después de firmar el 22 de diciembre un memorándum de entendimiento, que en esta primera etapa contempla un estudio de las vías con las que cuenta la provincia y los ramales necesarios para el desarrollo local.

En China las empresas estatales son mayoría, y la CREC es la que se dedica a todo lo relacionado con los trenes. El número 10 indica que es la que específicamente está abocada al desarrollo ferroviario, que es lo que hoy necesita San Luis: volver a tener vías por las cuales circulen formaciones de carga como hasta la década del '90.

“Esta reunión es una continuidad de una que tuvimos en San Luis, donde se firmó un memorándum de entendimiento. La idea es que, si cerramos el acuerdo, ellos se encarguen de todo lo vinculado a la infraestructura ferroviaria y a proveer los materiales rodantes”, explicó el jefe del Programa Plataforma de Comercio Nacional e Internacional, Martín Aguirrezabala, quien viajó por este motivo a Buenos Aires.

 

Beneficios. El tren de cargas permite bajar los costos logísticos a toda la producción.

 

El tren de cargas facilitaría las tareas de comercialización de los productores agrícolas y ganaderos de una amplia franja que abarca el noreste provincial en primer término, pero también ayudaría al sector industrial y al que se dedica a la extracción de áridos, que podrían trasladar sus mercaderías a granel, bajando mucho los costos respecto de lo que pagan hoy por contar con camiones. Esto más allá del alivio que significaría para las rutas y autopistas bajar el volumen vehicular de rodados de gran porte.

San Luis y la empresa china armarán equipos técnicos conjuntos para ir detectando qué necesidades de infraestructura son las más acuciantes, al tiempo que estudiarán las zonas potencialmente más productivas, para establecer un orden de prioridades.

Hay dos ramales que la provincia considera de vital importancia y ambos pasan por Villa Mercedes, un polo industrial ineludible, por su importancia económica y su ubicación geográfica. Uno es el que unía el Valle del Conlara con Justo Daract y el otro el que va de Villa Mercedes, donde está ubicada la Zona de Actividades Logísticas, con la ciudad de San Luis, el viejo tramo que recorría el Ferrocarril San Martín cuando unía Retiro con Mendoza, que va paralelo a la ruta nacional 7 (hoy Autopista de las Serranías Puntanas). Hay una tercera vía en estudio en el sur puntano, a la altura de Unión, que era parte de un ramal del Sarmiento.

A estas vías hay que sumar la que sigue en funcionamiento, bajo la concesión del Belgrano Cargas, que viene de Buenos Aires, pasa por Justo Daract y termina en Palmira (Mendoza), pero corre a la altura de la ruta 11, que cobró vida luego de que el establecimiento La Moneda hiciera una inversión para cargar cereales en la estación Travesía.

“Fue una muy buena reunión; estamos en la etapa de definir conceptualmente el proyecto y ya preparamos una nota para enviar al Gobierno de San Luis para hacer un recorrido por la traza y un relevamiento”, adelantó a la Agencia de Noticias el gerente de CREC, Pablo Wang. El directivo explicó que tienen un plan de trabajo para desarrollar hasta la primera semana de marzo, cuando terminarán el proyecto. “En 2019 visitamos la provincia y vimos que la ZAL es un importante complejo, que con el tren unirá todas las regiones y ordenará el transporte de la producción”, proyectó el empresario chino.

 

Un poco de historia

Desde que Sebastián Lavandeira asumió como secretario de Estado de San Luis Logística, la recuperación del tren fue uno de los objetivos prioritarios de su gestión. En octubre de 2018, cuando se creó el Consejo Federal de Logística en una reunión realizada en Potrero de los Funes, que inmediatamente pasó a presidir el funcionario puntano, la idea de armar un circuito ferroviario para que pudiera incrementarse la actividad de los trenes de carga en el interior fue cobrando forma.

Claro, el principal impedimento siempre fue la reticencia de las empresas que tienen concesionados los ramales a compartir el trabajo. En San Luis la mayoría de las vías las tiene el Belgrano Cargas, que durante la presidencia de Mauricio Macri dinamitó la mayoría de los acuerdos a los que quiso arribar San Luis para avanzar con estas cuestiones.

 

Avances. Pablo Wang, de la CREC Nº10, con Martín Aguirrezabala y Enrique Paladini.

 

Evitaba pasar presupuestos para llevar cargas, o bien intentó varias veces facturar aún más que las empresas de camiones, lo que hizo inviable cualquier tipo de acuerdo con San Luis Logística. Apenas aceptó los acuerdos para trasladar alfalfa, ya precintada y en contenedores, de una empresa cordobesa a los puertos de Buenos Aires y Rosario, para luego ser exportada a los países árabes, un trabajo en el que la ZAL actuó facilitando las tareas de carga y brindando servicios logísticos.

“Todo eso cambió con la llegada del nuevo gobierno nacional. Hay más diálogo con los directivos del Belgrano Cargas, que tienen la concesión de las vías hasta 2023, por lo que sí o sí hay que acordar con ellos”, le contó Aguirrezabala a la Revista El Campo.

El convenio con la CREC Nº 10 es vital porque hoy nadie sabe cómo están las vías a recuperar, aunque existe la certeza de que hay tramos que ya no existen. “Son vías que se levantaron, hay que hacer puentes nuevos, limpiar el terreno, poner nuevas señales. Es mucho el trabajo”, enumeró el funcionario, quien cree que recién están por el primer bosquejo: “Ya recibimos una nómina del personal de la empresa china que va a trabajar en el proyecto, ahora tenemos que armar la nuestra, que tendrá un esquema transversal en el que —además de San Luis Logística— van a participar la Secretaría de Transporte y el Ministerio de Obras Públicas”.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
TAGS
COMENTARIOS

San Luis avanza para poder recuperar el tren de cargas

La prioridad la tendrán los ramales que van del Valle del Conlara a Justo Daract y el que pasa por Villa Mercedes y San Luis capital. Arrancarán con un relevamiento de las vías.

Objetivo. La imagen muestra una carga de maíz en Travesía. San Luis la quiere replicar. Fotos: El Diario/ANSL.

Lo que comenzó como un sueño en noviembre de 2018, avanza dando pasos firmes en la actualidad: recuperar el tren de cargas para devolverle actividad a los pueblos del interior de San Luis, bajar los costos logísticos a la hora de sacar la materia prima de los campos y, en una segunda etapa, brindar una posibilidad más al turismo.

Por eso funcionarios de San Luis Logística y directivos de la compañía china CREC (Corporación de Ingeniería Ferroviaria China, por sus siglas en inglés) N° 10 tuvieron un segundo encuentro después de firmar el 22 de diciembre un memorándum de entendimiento, que en esta primera etapa contempla un estudio de las vías con las que cuenta la provincia y los ramales necesarios para el desarrollo local.

En China las empresas estatales son mayoría, y la CREC es la que se dedica a todo lo relacionado con los trenes. El número 10 indica que es la que específicamente está abocada al desarrollo ferroviario, que es lo que hoy necesita San Luis: volver a tener vías por las cuales circulen formaciones de carga como hasta la década del '90.

“Esta reunión es una continuidad de una que tuvimos en San Luis, donde se firmó un memorándum de entendimiento. La idea es que, si cerramos el acuerdo, ellos se encarguen de todo lo vinculado a la infraestructura ferroviaria y a proveer los materiales rodantes”, explicó el jefe del Programa Plataforma de Comercio Nacional e Internacional, Martín Aguirrezabala, quien viajó por este motivo a Buenos Aires.

 

Beneficios. El tren de cargas permite bajar los costos logísticos a toda la producción.

 

El tren de cargas facilitaría las tareas de comercialización de los productores agrícolas y ganaderos de una amplia franja que abarca el noreste provincial en primer término, pero también ayudaría al sector industrial y al que se dedica a la extracción de áridos, que podrían trasladar sus mercaderías a granel, bajando mucho los costos respecto de lo que pagan hoy por contar con camiones. Esto más allá del alivio que significaría para las rutas y autopistas bajar el volumen vehicular de rodados de gran porte.

San Luis y la empresa china armarán equipos técnicos conjuntos para ir detectando qué necesidades de infraestructura son las más acuciantes, al tiempo que estudiarán las zonas potencialmente más productivas, para establecer un orden de prioridades.

Hay dos ramales que la provincia considera de vital importancia y ambos pasan por Villa Mercedes, un polo industrial ineludible, por su importancia económica y su ubicación geográfica. Uno es el que unía el Valle del Conlara con Justo Daract y el otro el que va de Villa Mercedes, donde está ubicada la Zona de Actividades Logísticas, con la ciudad de San Luis, el viejo tramo que recorría el Ferrocarril San Martín cuando unía Retiro con Mendoza, que va paralelo a la ruta nacional 7 (hoy Autopista de las Serranías Puntanas). Hay una tercera vía en estudio en el sur puntano, a la altura de Unión, que era parte de un ramal del Sarmiento.

A estas vías hay que sumar la que sigue en funcionamiento, bajo la concesión del Belgrano Cargas, que viene de Buenos Aires, pasa por Justo Daract y termina en Palmira (Mendoza), pero corre a la altura de la ruta 11, que cobró vida luego de que el establecimiento La Moneda hiciera una inversión para cargar cereales en la estación Travesía.

“Fue una muy buena reunión; estamos en la etapa de definir conceptualmente el proyecto y ya preparamos una nota para enviar al Gobierno de San Luis para hacer un recorrido por la traza y un relevamiento”, adelantó a la Agencia de Noticias el gerente de CREC, Pablo Wang. El directivo explicó que tienen un plan de trabajo para desarrollar hasta la primera semana de marzo, cuando terminarán el proyecto. “En 2019 visitamos la provincia y vimos que la ZAL es un importante complejo, que con el tren unirá todas las regiones y ordenará el transporte de la producción”, proyectó el empresario chino.

 

Un poco de historia

Desde que Sebastián Lavandeira asumió como secretario de Estado de San Luis Logística, la recuperación del tren fue uno de los objetivos prioritarios de su gestión. En octubre de 2018, cuando se creó el Consejo Federal de Logística en una reunión realizada en Potrero de los Funes, que inmediatamente pasó a presidir el funcionario puntano, la idea de armar un circuito ferroviario para que pudiera incrementarse la actividad de los trenes de carga en el interior fue cobrando forma.

Claro, el principal impedimento siempre fue la reticencia de las empresas que tienen concesionados los ramales a compartir el trabajo. En San Luis la mayoría de las vías las tiene el Belgrano Cargas, que durante la presidencia de Mauricio Macri dinamitó la mayoría de los acuerdos a los que quiso arribar San Luis para avanzar con estas cuestiones.

 

Avances. Pablo Wang, de la CREC Nº10, con Martín Aguirrezabala y Enrique Paladini.

 

Evitaba pasar presupuestos para llevar cargas, o bien intentó varias veces facturar aún más que las empresas de camiones, lo que hizo inviable cualquier tipo de acuerdo con San Luis Logística. Apenas aceptó los acuerdos para trasladar alfalfa, ya precintada y en contenedores, de una empresa cordobesa a los puertos de Buenos Aires y Rosario, para luego ser exportada a los países árabes, un trabajo en el que la ZAL actuó facilitando las tareas de carga y brindando servicios logísticos.

“Todo eso cambió con la llegada del nuevo gobierno nacional. Hay más diálogo con los directivos del Belgrano Cargas, que tienen la concesión de las vías hasta 2023, por lo que sí o sí hay que acordar con ellos”, le contó Aguirrezabala a la Revista El Campo.

El convenio con la CREC Nº 10 es vital porque hoy nadie sabe cómo están las vías a recuperar, aunque existe la certeza de que hay tramos que ya no existen. “Son vías que se levantaron, hay que hacer puentes nuevos, limpiar el terreno, poner nuevas señales. Es mucho el trabajo”, enumeró el funcionario, quien cree que recién están por el primer bosquejo: “Ya recibimos una nómina del personal de la empresa china que va a trabajar en el proyecto, ahora tenemos que armar la nuestra, que tendrá un esquema transversal en el que —además de San Luis Logística— van a participar la Secretaría de Transporte y el Ministerio de Obras Públicas”.

Logín